La gran sorpresa de la largada simbólica del Dakar 2017 fue un Rastrojero cordobés -el viejo utilitario argentino- con motor de Chevrolet Camaro. El hecho volvió a darle visibilidad al proyecto que impulsa Carlos Ptaschene: poner nuevamente en el mercado el cásico Rastrojero.

“La fábrica encargada del diseño del nuevo modelo estaría ubicada en los alrededores de Rosario”, confirmó el propio Ptaschene, quien sumó que se trata de una zona estratégica para la marca ya que las rutas conectan tanto con el sur Santa Fe como con el centro de Córdoba, de donde provienen la mayor parte de sus proveedores. Por otro lado, Rosario también apunta al sur de Brasil en donde se encuentra el socio principal de la compañía.

La planta tendría una línea de montaje no menor a 30 unidades diarias, con una línea modular fácil de reproducir en otras latitudes, ya que sus impulsores buscan extender el modelo de negocios a otras regiones. Así, la nueva versión del Rastrojero buscará competir en el segmento de los utilitarios urbanos y adoptará el nombre comercial de Rastrojero Amperion.

“Establecimos como plazo de referencia unos cinco años para un prototipo funcional y unos tres años (o más) para su comercialización. Es por eso que pensamos en un modelo eléctrico, porque vemos el cambio de paradigma que se viene, con sus grandes beneficios”, expresó Carlos Ptaschne, director del proyecto Nuevo Rastrojero.

Una vez en el mercado, el utilitario rondará los 28 mil dólares y se podrá comprar solo mediante financiación estatal. Será específicamente para pequeños y medianos productores rurales, por lo que las federaciones agrarias tendrán prioridad para su compra.

La diferencia con otras pickups del mercado será su motorización eléctrica, la cual le brindará una autonomía de 350 kilómetros con una carga de 5 horas, y su sistema de tracción inteligente. Cien por ciento utilitario, podrá cargar hasta una tonelada. Sus creadores buscan implementar también elementos innovadores como una cabina con aislación térmica, y desarrollar la caja con materiales como el Core Molding.

Además, en su parte posterior podrá agregarse un pequeño motor -también eléctrico- con toma de fuerza para pequeñas tareas rurales, como una cortadora de pasto o una mini hoyadora. En la sección delantera, estará ubicada la cubierta de auxilio con un interesante sistema para quitarla sin hacer fuerza ni grandes maniobras. “El nuevo utilitario será un mini Unimog pero desarrollado específicamente para nuestros usos y costumbres argentinas” agregó Ptaschne.

Las barandas rebatibles clásicas del Rastrojero, se convertirán fácilmente en un kit de mesa y banquetas, para comer o trabajar cómodamente. En las versiones con caja tradicional habrá espacios para diferentes tareas, siempre utilitarias. Además, no superará los 115 kilómetros por hora y tendrá controladores de motor para cuidar la seguridad del operador.

Fuente: En Foco XXI – Punto Biz

(Visited 39 times, 1 visits today)

Comments

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here