El titular de Smata Rosario, Marcelo Barros, señaló que por la crisis del sector automotriz la planta de General Motors (GM) “viene suspendiendo cuatro a cinco trabajadores por mes con el pago del 80 por ciento del sueldo”.

El secretario general del gremio metalmecánico local responsabilizó de la situación a la política de importaciones del gobierno de Mauricio Macri, y reveló que el Smata nacional se declaró en estado de alerta ante un panorama en el que “el Estado ha decidido dejar en manos  del mercado los designios de la industria”.

Barros, además, remarcó: “Sigue el aumento de las importaciones en la industria automotriz. La industria está en peligro y acá en la zona están muy afectadas las pymes autopartistas y GM comenzó con suspensiones”.

“Hay que frenar esto”, advirtió el dirigente gremial de Smata Rosario.

Fuente: En Foco XXI – Redacción Rosario

(Visited 16 times, 1 visits today)

Comments

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here