El viernes 12 de octubre, con la presencia del gobernador Miguel Lifschitz, quedó inaugurada la obra de la Unión Agrícola de Avellaneda que permitirá procesar el algodón en origen. Allí se concentra el 80% de la producción santafesina, pero debían procesar la fibra fuera del distrito.

Con una inversión de más de 6 millones de dólares, la Unión Agrícola de Avellaneda cumplió un viejo anhelo de los productores algodoneros del departamento 9 de Julio, donde se concentra el 80% de la producción de fibra santafesina, y construyó desde cero una desmotadora de algodón entre Santa Margarita y El Nochero. Ahora la materia prima podrá procesarse en origen en lugar de trasladarse a 300 kilómetros, en el polo textil e hilandero de Reconquista-Avellaneda, o bien migrar hacia otras provincias para ser industrializada.

La obra, inaugurada el viernes 12 de octubre con la presencia del gobernador Miguel Lifschitz, se concretó sobre un terreno de 38 hectáreas e implicó el movimiento de 28.000 metros cúbicos de suelo para realizar el terraplén, los caminos y las playas.

Además, se construyó una nave industrial de 2580 metros cuadrados cubiertos, dos depósitos de agua para 1 millón de litros, una balanza electrónica para camiones, una sala de preparación de muestras, una oficina, baños, vestuarios, comedor y viviendas para el personal de planta.

Del mismo modo, fue necesario realizar la bajada de energía en 33.000 volt desde la red de la EPE e instalar una antena de comunicación así como el sistema informático para realizar el enlace al sistema general de la Unión Agrícola de Avellaneda.

La desmotadora procesará por día 290 a 300 toneladas de algodón en bruto, funcionando las 24 horas del día. Esto requerirán la mano de obra de 40 personas.

“Hoy es un día de fiesta para toda la provincia. No todos los días se inaugura una nueva planta industrial como ésta. Además, la desmotadora, al estar ubicada en el norte de Santa Fe, tiene un doble valor, porque está pensada y proyectada para potenciar el desarrollo de este enorme región”, afirmó el gobernador durante el acto inaugural.

En tanto, el presidente de la Unión Agrícola de Avellaneda Cooperativa Limitada, Eduardo Lovisa, relató la historia de la cooperativa y recordó que desde su nacimiento, “los asociados mantuvieron siempre la ilusión de tener una desmotadora en la zona. En este proyecto venimos pensando desde hace años pero encontrábamos algunas dificultades”.

“Esta inversión significa un gran beneficio para lo productores no solo por la disminución de los costos de fletes sino porque suma valor agregado a la producción, crea nuevas fuentes de trabajo y genera desarrollo productivo en la zona”, concluyó.

Por su parte, el senador Raúl Gramajo afirmó: “esta obra tiene su hermosa historia, porque era un anhelo de hacía muchos años de los productores de la cooperativa”. Y recordó que “esta es una zona netamente algodonera”, y que muchos de los habitantes “hicieron su vivienda, educaron sus hijos y mantuvieron a su familia con el trabajo del oro blanco que es el algodón”.

Fuente: En Foco XXI – CampoLitoral

(Visited 11 times, 1 visits today)

Comments

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here