Las carnes bovinas argentinas obtuvieron la green card para ingresar al mercado estadounidense luego de que la Agencia de Inspección de la Sanidad Animal y Vegetal del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (APHIS/USDA) comunicara, esta semana, la restitución del sistema de equivalencias entre ambos organismos al Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), tras 17 años años.

Entre los frigoríficos habilitados para exportar al país norteamericano, hay 5 de Santa Fe: Friar Reconquista, Friar Nelson, Swift (Villa Gobernador Gálvez), QuickFood (San Jorge) y Frigorífico Rafaela Alimentos (Casilda).

Con una cuota de 20.000 toneladas anuales que, en divisas, representa el ingreso de entre 150 y 180 millones de dólares, Argentina se integra a la lista de países proveedores de carne bovina a Estados Unidos, entre los que figuran Canadá, Australia, Nueva Zelanda y México.

De acuerdo a la información oficial, se estima que un 80% de las exportaciones sería carne magra para la producción de hamburguesas y un 20% cortes de alta calidad o “Premium”.

El presidente del Senasa, Ricardo Negri, resaltó que “el acceso al mercado de Estados Unidos también es una vidriera que nos facilitaría las negociaciones para la apertura de otros mercados con similares exigencias”.

“Estados Unidos reconoce que nuestras medidas de la inocuidad para las carnes bovinas cumplen el nivel de exigencias sanitarias que ellos demandan para proteger a sus consumidores”, destacó.

Fuente: En Foco XXI – On24

(Visited 4 times, 1 visits today)

Comments

comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here